FontanaArte vuelve a encontrarse a sí misma proponiendo algunos de los iconos que la hicieron célebre en la historia del design.

FontanaArte LEDive

La evolución tecnológica, que en el sector de la iluminación está vinculada a la llegada de los LED, avanza a todo correr. Y acrecienta la sensibilidad del público sobre los temas del ahorro energético y el mantenimiento.

El fenómeno vuelve imprescindible la creación de nuevas lámparas con fuentes luminosas de LED. Al igual que arrojar una nueva luz sobre lámparas existentes, que nacieron con fuentes tradicionales.

Así, unos aparatos como Bilia de Gio Ponti, Luminator de Pietro Chiesa, Fontana de Max Ingrand y Giova de Gae Aulenti (por mencionar algunos), que siguen siendo extraordinariamente actuales en lo tocante a la forma, el diseño y los materiales, ostentan una nueva luz: la de los LED. Y se vuelven más actuales todavía. Pero esta reinterpretación no sólo es tecnológica. En algunos casos, también es estética. El cono de Bilia se propone en latón. Luminator se presenta en uno de los colores con los que nació en 1933: azul metálico. Y Giova llega con una nueva tonalidad gris con base oro.

Una mención especial se la merece Metafora: la lámpara de sobremesa que el arquitecto Umberto Riva diseñó para FontanaArte, a principios de la década de 1980, en un clima de gran creatividad.

Bilia, Fontana, Giova, Luminator, Naska, Nobi, Uovo, Metafora son las divas de toda la vida, ahora con Led ( LEDive ): italianas y con un glamour internacional. Admiradas y envidiadas, son los mitos inmortales del cine y la jet set del siglo XX y del nuevo milenio.